Mentiras que todos los emprendedores creímos alguna vez

Si eres emprendedora y llevas tiempo con tu negocio, te habrás dado cuenta de que siempre vives batallando con creencias limitantes que tú misma decides creer y por eso, llegó el momento de reconocerlas para tomar conciencia de ellas y comenzar a cambiarlas.   En este post te cuento cuáles son las mentiras más comunes que debemos enfrentar alguna vez en esta carrera emprendedora - porque algo de embusteras tenemos todas. #gabrielah #emprendimiento #creenciaslimitantes

Si eres emprendedora y llevas tiempo con tu negocio, te habrás dado cuenta de que siempre vives batallando con creencias limitantes que tú misma decides creer y por eso, llegó el momento de reconocerlas para tomar conciencia de ellas y comenzar a cambiarlas.

En este post te cuento cuáles son las mentiras más comunes que debemos enfrentar alguna vez en esta carrera emprendedora - porque algo de embusteras tenemos todas.

1. "Hay que tomar acción todo el tiempo"

2. "Si realmente quieres ser de ayuda, entonces debes trabajar gratis"

3. "Ganar dinero requiere mucho sacrificio"

4. "Debes aprovechar todas las oportunidades"

5. "Los emprendedores somos mejores que otras personas"

6. "Cuanto mayor éxito tienes, menos debes fracasar"

7. "Está bueno mostrarse vulnerable en internet"

8. "Para vender sí o sí necesitas testimonios"

9. "Hay que buscar un balance entre el negocio y la vida personal"

  1. "Hay que tomar acción todo el tiempo"

Confieso que yo difundía esto, porque cuando me dedicaba exclusivamente a las ventas, por cuenta ajena, lo único que tenía que hacer era vender y por lo tanto, cuanto más acción tomaba, mejores resultados veía.

Sin embargo, cuando emprendes por cuenta propia, tomar acción todo el tiempo, todos los días, es peligroso porque no te das lugar a detenerte a pensar si estás yendo en la dirección correcta.

Uno de los grandes promotores de esta idea es Gary Vee, una bestia del marketing contemporáneo, que construyó un imperio con su marca personal, alrededor de la idea del "hustle" o trabajar duro.

Cuando lo escuchas por primera vez, te hace sentir que debes moverte y dejar de quejarte (lo cual está bueno al principio), pero luego de un tiempo, te empiezas a preguntar si sacrificarte tanto es inteligente.

 
Meme Gary Vee #productividad
 

Hace poco, un canal animado de Youtube (ahora no me acuerdo cuál es) que comparte videos sobre desarrollo personal, logró un buen punto al mencionar que Gary Vee puede estar equivocado en lo que predica, ya que basa sus dichos en que hizo crecer su compañía de vinos gracias a que hizo videos en Youtube por diez años, sin mencionar que en todo ese tiempo, tenía muy pocas vistas en sus videos.

Es decir que Gary, en diez años, no se detuvo a analizar si podía cambiar la estrategia para obtener mejores resultados con menos esfuerzo. De haberlo hecho, tal vez hubiese crecido más rápido y no estaría predicando la cultura del esfuerzo desmedido.


2. "Si realmente quieres ser de ayuda, entonces debes trabajar gratis"

Creo que todos los emprendedores iniciamos nuestros proyectos porque queremos hacer un mundo mejor, pero eso no significa que tengamos que regalarnos por dos pesos.

A veces creemos que al cobrar por nuestro trabajo, estamos limitando la ayuda que podemos dar, pero en realidad estamos haciendo una mejor contribución, porque le daríamos nuestro servicio a las personas que realmente nos valoran.

Si alguna vez trabajaste gratis o diste demasiado descuento, te habrás dado cuenta de que no se te valora lo que mereces.

Y por las dudas te aviso que no pasa la primera vez, pasa siempre.

SIEMPRE.

Entonces, si querés dar tu mejor contribución al mundo, cobra lo que corresponde y dedicate a ofrecer lo mejor de tu especialidad.

3. "Ganar dinero requiere mucho sacrificio"

Si naciste en familia pobre o de clase media, es probable que en tu niñez hayas creído que la riqueza era para otro tipo de gente. Para gente mala o gente que sacrificó su felicidad con tal de tener dinero.

Creo que esta es una de las mentiras más grandes que creemos, que está instalada mucho antes de emprender.

La realidad es que ganar dinero puede ser fácil y divertido.

El sacrificio es opcional.

Anímate a creer que puedes volverte rica sin venderle tu alma al diablo.

Haz lo que te gusta y pide tu dinero.

Acá no hay mérito para nadie, el dinero está disponible para quien lo quiera pedir.

Que se sacrifiquen los que romantizan el sacrificio.

4. "Debes aprovechar todas las oportunidades"

Esta mentira es muy peligrosa porque nadie habla de ella.

Cuando empiezas tu emprendimiento es normal que sientas que las oportunidades no aparecen, pero una vez que le diste marcha a tu motor y comenzaste a crecer, sucede lo contrario.

A medida que vas creciendo, te llueven las oportunidades y es muy difícil mantener el foco.

Ojo, no estoy diciendo que sea algo malo, sino que es peligroso si no sabes decir que no a aquellas que no están alineadas con tu gran objetivo.

Si piensas que debes decirle que sí a todo, preguntate por qué lo haces.

Es probable que tengas miedo de quedar mal y, como seres humanos, a todos nos pasa.

El tema es que a veces es mejor quedar mal al principio, que arrepentirte meses después por no haberte negado en su momento.

 
Meme "por qué decir NO" #meme #noesno
 


5. "Los emprendedores somos mejores que otras personas"

Sé que esto no es algo que se diga en voz alta, pero ¿te ha pasado de sentirte mejor que tus amigos por ser tu propio jefe y no tener horarios?

Bueno, quiero decirte algo, colega.

No sos mejor que los demás sólo por ser emprendedor.

Es como decir que las personas que tienen hijos son mejores personas que los que no, sólo porque son padres.

La vida emprendedora es una montaña rusa, divertida, emocionante y competitiva, y tu mayor competencia sos vos mismo.

Cuidado con compararte con los demás, hasta en lo más mínimo.

Somos todos diferentes y cada uno corre la carrera que ha decidido emprender.


6. "Cuanto mayor éxito tienes, menos debes fracasar"

¿Sabés lo que significa fracasar?

Fracasar significa no obtener los resultados deseados, nada más.

Fracasar no es morir, ni es la vergüenza de tu vida, es algo normal que nos pasa todos los días.

La verdad es que cuanto más creces con tu negocio, mayores son los errores que vas a cometer, por ende más vas a fracasar y eso está bien.

Es mentira que no puedes fracasar si eres exitosa.

Hasta creo que deberías fracasar más, con el fin de aprender mejor qué es lo que mejor funciona para tu negocio.

Ramit Sethi, un speaker mega conocido de Estados Unidos, tiene una carpeta en su Google Drive, en donde todas las semanas lista al menos 5 fracasos, para mantener el hábito de probar cosas nuevas.

Si lo pensás bien, verás que si lo haces, aumentarán tus probabilidades de éxito, así que basta de querer tener éxito todo el tiempo, que hasta los más grandes fracasan.


7. "Está bueno MOSTRARSE vulnerable en internet"

Es verdad que nos gustan las historias y conocer el lado personal de emprendedores que admiramos, pero eso no significa que debamos mostrar vulnerabilidad frente a todo el internet.

Pareciera haberse puesto de moda hablar de los defectos, de que somos humanos y toda la bola. Como si antes hubiésemos sido robots!

Yo sé que varios van a estar en desacuerdo conmigo, pero creo que la vulnerabilidad es algo que tenemos todos, y que es sano compartirlo sólo con las personas que de verdad nos ayudan a crecer.

Lo que sucede si no, es que se romantiza la debilidad y nos olvidamos de enfocarnos en nuestras fortalezas.

Fijate que cuando publicas un post en las redes sociales, dándole rienda suelta a tu vulnerabilidad, todos tienen algo que decir y generas ese famoso "engagement".

Al final sentís satisfacción por mostrarte débil, en lugar de tomar la posición de líder, que es el lugar que te corresponde, si decidiste construir un negocio fuerte.

Y ojo, todos experimentamos dolor y fracasos constantemente, pero eso no quiere decir que tengamos que complacer a los demás, hablando de ellas.

 
Que interesante German Garmendia
 

Algo que vas a notar con el tiempo es que siempre van a haber muchas más personas dispuestas a consentirte cuando compartes cosas negativas, pero cuando te va muy bien, son pocas las personas que te acompañan en tus éxitos.



8. "Para vender se necesitan testimonios"

Como muchos saben, yo antes de ser bloggera fui vendedora y la verdad que nunca tuve que recurrir a los testimonios para vender.

Es cierto que son un incentivo extra, pero si todavía no tienes testimonios podés vender y cobrar igual.

La clave está en saber comunicarte y expresarte con claridad.

Si recién estás comenzando y estás ofreciendo tus productos y servicios gratis, que sea tu decisión personal para testear lo que haces, pero no lo hagas sólo por querer testimonios, ya que no es obligatorio para vender.


9. "Hay que buscar un balance entre el negocio y la vida personal"

Si decidiste emprender, seguro lo hiciste en algo que te gusta. Me imagino..

Y si es algo que te gusta, ¿por qué buscar un balance?

Es verdad que tienes proyectos personales que quieres realizar, y que te mereces tener tiempo libre para hacer lo que se te plazca, pero si trabajas por tu cuenta, puedes hacerlo cuando quieras sin buscar un balance tipo 50-50%.

En mi caso, trabajo mucho menos tiempo que la mayoría de mis colegas, pero cuando estoy libre, reflexiono mucho sobre mi negocio. Y si hago actividades creativas o lúdicas, sé que me sirven para mejorar mi especialidad.

Entonces, si me vieras mi mente las 24hs, estoy 100% dedicada a mi negocio y de balance no tengo nada.

Sé que hay varias opiniones sobre esto y que mi caso suena raro, pero si quieres saber cómo me organizo para trabajar pocas horas y disfrutar de mi tiempo libre, puedes ingresar a mi curso de productividad Fluir con Asana, para concretar proyectos profesionales y personales a la vez.

Sin exagerar, es uno de los mejores cursos de productividad personal del mercado. Accesible, práctico y directo al grano:

¿Quieres llevar tu productividad al siguiente nivel?

En mi curso online Fluir con Asana aprenderás a organizar todos tus proyectos en un mismo lugar, utilizando un método de productividad sostenible que hará que te vuelvas a enamorar de tu vida.

 
curso de asana.jpg

En Fluir con Asana podrás:

  • Organizar proyectos personales y profesionales en un mismo lugar

  • Fluir en cada proyecto sin bloqueos ni inseguridades

  • Dar lugar a nuevos proyectos creativos

  • Ganar tiempo y energía para hacer lo que más te gusta

 

mi foto.jpg

Autora: Gabriela Higa

Hey, soy Gab.

Mi misión es ayudarte a fluir como una ninja para que disfrutes de tu vida, escribiendo a diario en este blog sobre Pinterest para Negocios, Productividad y Visibilidad Online.

Tambien ofrezco un curso online de Asana y servicios de Gestión de Pinterest para emprendedoras y marcas con presencia online.

Comparte este post con tus amigos: